Niños con alta sensibilidad

¿Cómo se detecta la Alta sensibilidad?

Las 4 bases fundamentales de la Alta sensibilidad son:

1. Percepción sensorial intensa: captan detalles en los cambios de apariencia (nuevo corte de pelo, gafas de otro color), son capaces de percibir olores imperceptibles o distinguir la colonia de familiares en la distancia, que está cocinando su madre antes de entrar en casa, en ocasiones también les resultan irritantes las etiquetas de la ropa, gomas de los pantalones, etc. Sus sentidos están completamente agudizados.

2. Saturación física o emocional por el nivel de carga de información recibida en su cerebro: dado que su cerebro está en constante actividad recibiendo muchísima información, hasta los detalles más sutiles, puede haber momentos en que haya explosiones emocionales, porque se contagian del malestar de las personas que les rodean, o necesitan tener movimiento físico para descargar el estrés que les generan situaciones que son incómodas para ellos, colapsándose si no tienen espacio para poder moverse libremente.

3. Personalidad reflexiva, pensamientos profundo y gran importancia del significado de la vida: son niños que desde temprana edad se plantean cuestiones como la muerte, por qué nacemos, que ocurre dentro de su cuerpo cuando comen, cómo se sostiene el planeta, por qué existe el mal, entre muchas otras cosas.

4. Enorme empatía y profunda emocionalidad: suelen sufrir con el dolor ajeno, las situaciones de injusticia, o cuando sienten dañada su dignidad. Empatizan con los demás de forma casi automática y a veces les cuesta desprenderse de las sensaciones ajenas.


Identificación

Es importante saber identificar la Alta Sensibilidad adecuadamente para poder ayudar a nuestros hijos a conocerse de manera profunda, aceptándose en su totalidad y aprendiendo a utilizar sus diferencias como un don en beneficio de si mismos. Respondiendo a este sencillo test podemos tener la pauta de si nuestro hijo es PAS, si responde afirmativamente a 8 o más de estas características:

Llora y se disgusta con facilidad
Es perfeccionista y meticuloso
Desde pequeño se ha mostrado prudente ante el peligro
Se sobresalta con ruidos fuertes o multitudes
Nota cambios sutiles en tu aspecto (corte de pelo, afeitarse, etc)
Es tremendamente empático y sufre con la tristeza ajena
Tiene una memoria asombrosa
Se cuestiona cada cosa que le ocurre y necesita un razonamiento para todo
Es creativo y con desbordante imaginación
Se relaciona mejor con niños mayores que él
Tiene un dominio del lenguaje por encima de la media de su edad, utilizando vocabulario amplio y complejo
Los cambios bruscos le alteran
Rechaza algunos alimentos por su color o textura
Tiene un especial sentido del humor, bien humor negro o no tolerar las bromas que tengan que ver consigo mismo
Duerme poco o se levanta muy temprano
Prefiere estar “en su mundo” que rodeado de niños que no le entienden

Dado que la Alta sensibilidad es de origen genético, también sería interesante que respondiéramos al test nosotros mismos. Es muy probable que la madre, padre o abuelos del niño también sean PAS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *